Melodías Excéntricas

BILLY THE KID AND THE GREEN BAIZE VAMPIRE

Alan Clarke | Reino Unido | 1985 | 95 min.
V.O. en inglés subtitulada en español
BILLY THE KID AND THE GREEN BAIZE VAMPIRE

El legendario autor de descarnadas joyas como Made in Britain (1982) o Elephant (1989) entregó una de las obras más inclasificables del cine británico, descrita por el BFI como “el primer musical de vampiros jugadores de billar de la historia.” Y aunque nada puede salir mal con una descripción así, han de saber que más allá del freak appeal de la película, Clarke va un paso más allá construyendo un film de culto que esconde también una poderosa crítica al thatcherismo. 

Dirección: Alan Clarke
Guion: Trevor Preston
Fotografía: Clive Tickner
Montaje: Steve Singleton
Música:  George Fenton
Intérpretes: Phil Daniels, Alun Armstrong, Bruce Payne, Louise Gold
Producción: Simon Mallin
Compañía Productora:: ITV

MELODÍAS EXCÉNTRICAS

A menudo se considera al musical como un género eminentemente norteamericano, con la única excepción de Jacques Demy (que estás en los cielos). Y aunque sin duda Demy modificó el devenir del género, aportando insólitas dosis de creatividad, el maestro francés no está solo: desde finales de los sesenta, un grupo de variopintos cineastas europeos se embarcaron en rompedoras incursiones en el musical, e incluso con la llegada del siglo XXI, el género ha resistido incluso el impacto del videoclip y de Youtube, ofreciendo interpretaciones heterodoxas de la mano de nuevos talentos. He aquí una muestra de las joyas de la corona de esa corriente colorida, estimulante y vital que es el musical europeo, cada una rompiendo de manera diferente con la línea establecida por Demy o por la clásicas películas sobre triunfales bandas de rock o pop, ya sea por la fragmentación de sus estructuras narrativas, sus fusiones de elementos de Hollywood con los de la Nouvelle Vague, sus corrosivas y transgresoras radiografías sociales, o por sus originales relecturas de mitos. Abarcando un amplio espectro temporal (de los sesenta hasta la actualidad) y geográfico (de Escocia hasta Portugal, pasando por el Báltico y el Mediterráneo), un puñado de títulos que inyectaron excentricidad e innovación al musical, demostrando que ha sido precisamente en Europa donde se han producido algunas de las muestras más extravagantes y visionarias del género.